Menú

Hablemos con Ayanta: Con Jordi Sánchez

Federico y Ayanta hablan con Jordi Sánchez sobre su obra Nadie es Normal y sobre su estancia en el hospital por coronavirus.

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

El actor y dramaturgo Jordi Sánchez, conocido por su papel en series como La que se avecina, ha presentado en Es La Mañana de Federico su último libro Nadie es normal, una colección de relatos cortos.

Además ha relatado en esRadio cómo continúa volviendo a la normalidad tras el duro trance que atravesó hace unos meses al contraer coronavirus. Un coma inducido durante 24 días tuvo en vilo a sus familiares, amigos y seguidores pero finalmente la vida triunfó y Jordi pudo salir de aquella temida UCI del Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz. Con los sanitarios se ha mostrado "eternamente agradecido" pese a querer borrar ese recuerdo del hospital.

Jordi Sánchez, conocido por interpretar a Antonio Recio, ha explicado que no le quedan secuelas tras la Covid-19. "Ya llevo unos meses en casa, en cuanto me desperté mi recuperación fue rápida y en una semana comencé a andar, a escribir...". En esRadio en una entrevista con Federico Jiménez Losantos ha contado que ya ha participado en el rodaje de una película porque "me encontraba nervioso en casa y no aguantaba esperar hasta septiembre”.

Sin embargo, su paso por la UCI fue muy duro y al despertar entró en un estado de confusión. “Cuando estás tantos días en coma inducido es normal despertarse en esa estado y sufrir alucinaciones", ha explicado, “algo que a mi me duró cuatro o cinco días”. de hecho, ha contado uno de los momentos más duros, “un día soñé que mi hijo estaba muerto y al despertar creía que era real”. Hubo también momentos cómicos, dentro de una situación tan grave, como cuando “pensé que todo era una broma para una grabación de cámara oculta". 

Nadie es normal

A pesar de los complicados momentos que vivió el actor a causa del coronavirus, la Editorial Planeta decidió mantener la fecha de publicación de su libro Nadie es normal en las fechas previstas, algo que a Jordi "me parece muy bien". Por otro lado, éste también se siente satisfecho con la obra publicada puesto que "aunque lleva ya unos meses en el mercado, no ha pasado de moda y al volverlo a leer para dedicárselo a alguien, me sigue gustando", ha bromeado.

Nadie es normal contiene numerosas reflexiones y cuentos breves escritos en diferentes momentos y lugares, resultando una obra divertida y afable para el lector: "He hecho mucha mano de las notas del móvil para escribir desde cualquier sitio, a diferencia de lo que se hacía antes, que siempre necesitaba un bolígrafo y un papel".  

La comedia, la esencia de su libro

El libro tiene un claro toque cómico y está dedicado a la gente de su entorno, transformada y sumergida en el papel de los peculiares personajes que aparecen en el libro. Entre ellos, llama la atención el cuento dedicado a Nathalie Seseña, que hace de su mujer en La que se avecina. "Nathalie es una rosa, es una compañera con la que no he discutido nunca en 15 años de serie, es una persona a la que le gusta hacer siempre la cosas despacio y a la que respeto mucho", asegura Jordi.

Otro de los relatos que más ha impactado en el lector, por la circunstancias que ha vivido Jordi Sánchez en los últimos meses, es su propia esquela cerrando el libro. “Cuando me dijeron que me iban a intubar al ingresar en el hospital sí que me acordé de la esquela”. No obstante, el libro es muy amplio, variado y ameno y "habla de muchas cosas, de 47 temas distintos, como el miedo de los padres a que sus hijos no salgan adelante, el miedo de los hijos a fracasar, el miedo a envejecer..." Pero todo siempre con un toque de comedia como no podía ser de otra manera tratándose de Jordi Sánchez.