Menú

La Congregación del Cristo de la Buena Muerte pide a Casado, Rivera y Abascal que no acudan a la procesión

En Es la tarde de Dieter, el primer teniente del Hermano Mayor ha aclarado que no quieren que se politice el traslado del Cristo de la Buena Muerte.

0
Los legionarios con el Cristo de Mena. | Archivo

Este año la campaña electoral para las elecciones nacionales coincide con la celebración de la Semana Santa en España. Una peculiaridad que ya ha generado la primera polémica. Este viernes hemos conocido que la Congregación de Mena ha pedido a PP, Ciudadanos y VOX que no acudan al traslado del Cristo de la Buena Muerte que se celebrará el Jueves Santo en Málaga. El origen de la controversia está en la carta que el Hermano Mayor ha dirigido a Pablo Casado, Albert Rivera y Santiago Abascal. En esa misiva, les ha mostrado el rechazo de la Junta Directiva a que se politizara el acto.

No obstante, en los micrófonos de Es la tarde de Dieter, el primer teniente del Hermano Mayor, Ramón Gómez, ha querido aclarar cómo se han desarrollado los hechos. En primer lugar, ha explicado que hace unos días comenzaron a recibir peticiones de los gabinetes de prensa de los tres partidos y que, tras analizar las consecuencias de la asistencia de los tres líderes políticos, decidieron poner fin a la escalada mediática.

"Los candidatos con sus gabinetes de prensa y sus gabinetes completos, que ese es el gran problema, confunden esto con un acto electoral que, en cualquier caso, es lo que tenemos que evitar siempre porque podemos herir sensibilidades. Nos debemos a una Diócesis y no podemos convertir esto en un acto de campaña más. Hay muchas fotos que tendrían mucho morbo, no vamos a engañarnos", ha asegurado.

Además, Gómez ha señalado que el Hermano Mayor llamó por teléfono uno a uno a todos los candidatos para explicarles que era preferible que no asistieran porque su presencia podía quitar protagonismo al Cristo de la Buena Muerte. Según Ramón Gómez, todos entendieron los razonamientos de la Congregación y aceptaron su solicitud. Sin embargo, tras la polémica generada, este grupo religioso ha asegurado que ha reservado a Pablo Casado, Albert Rivera y Santiago Abascal un sitio para el año que viene "si quieren venir que vengan, no hay ningún problema. Vienen a su casa".

La ministra Robles sí estaba invitada

Quien sí tenía un sitio "en primera fila" para este año era la ministra de Defensa, Margarita Robles, dada su relación preferente con los legionarios y, por tanto, con la Diócesis y la Congregación de Mena. Pero la ministra ha rehusado asistir: Gómez ha explicado que Robles les argumentó que "entendía que este año ella no debía asistir al acto, que le encantaría pero que si asiste quitaría protagonismo a una imagen religiosa y se podrían centrar las cámaras en ella y podría parecer un acto político más".

En esRadio

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco