Menú

Breves de actualidad: Lucha contra el fraude en los productos de Aloe Vera

María Santos repasa la actualidad.

En Clave Rural

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

Fuerte presencia española en Seafood, la principal feria pesquera europea

Seafood Expo Global, la primera feria europea en el ámbito de la pesca, reúne en Bruselas a 1.800 empresas de 79 países. España está presente con un centenar de firmas y un fuerte despliegue del sector, para dar a conocer la calidad y la sostenibilidad de sus productos.

La calidad de los productos pesqueros y la sostenibilidad de la pesca son los dos reclamos en los que España hace hincapié en la 25 edición de la Seafood Expo Global, una de las mayores ferias mundiales del pescado, que se celebra ha celebrado esta semana.

El expositor institucional de España, un pabellón de 224 metros cuadrados, acoge a 22 empresas nacionales. En toda el área española, donde se encuentran los pabellones autonómicos de Andalucía, Galicia, País Vasco, Asturias, Cataluña y Canarias, hay unas 90 firmas.

Aloe Vera Andalucía

La Junta de Andalucía se ha comprometido a buscar soluciones para evitar el fraude en los productos de aloe vera. Las medidas podrían pasar por la creación de un distintivo de marca que garantice a productores y consumidores que el producto que diga estar elaborado con Aloe vera ecológico andaluz realmente esté cultivado en Andalucía. Además, plantean la elaboración de normativas reguladoras de producción y comercialización que avalen jurídicamente estos puntos.

Todos los grupos parlamentarios con representación en el Parlamento de Andalucía se han puesto de acuerdo en la necesidad de dar apoyo institucional al sector del Aloe vera en Andalucía.

Pago verde en zonas de interés ecológico

Cooperativas Agro-alimentarias y las organizaciones agrarias Asaja, COAG y UPA han criticado la propuesta de la Comisión Europea (CE) relacionada con el pago verde de prohibir el uso de fitosanitarios en las superficies de interés ecológico (SIE) a partir del 2018.

Los productores señalan que esta medida podría poner en peligro los beneficios logrados con el denominado “greening” en España, ya que temen que este área podría dejar de ser productivo para pasar a barbecho, con sus consiguientes problemas por erosión.

Seguros Agrarios

Agroseguro ha hecho públicas las cifras de indemnización de los seguros por distintos daños en cultivos y ganado en lo que va de 2017. 115,72 millones en total que han ido dirigidos, principalmente, a cultivos de cítricos en España, perjudicadas en este último invierno por las inundaciones sufridas en la costa mediterránea y los fuertes vientos que han provocado que muchos de los frutos golpeen al caer al suelo. 38,75 millones de euros que suponen una tercera parte del total abonado ahora por la agrupación aseguradora.

También son importantes las cantidades destinadas al conjunto de las líneas de seguro de cultivos de hortalizas, uva de mesa y olivar. Estas cuatro producciones acumulan más de la mitad del volumen de indemnizaciones pagadas.

La segunda cantidad más alta abonada corresponde a la retirada y destrucción de animales muertos en explotaciones (21,91 millones de euros); 15,71 millones de euros son para el conjunto de los seguros de ganado, o hasta 11,46 millones corresponden al seguro de compensación por pérdida de pastos.

Intervención Plantones Ilegales

La Junta de Andalucía inmoviliza 592.000 plantones de frutales en inspecciones de viveros clandestinos en lo que va de año. Esta inmovilización es fruto de los mecanismos puestos en marcha por la Administración andaluza con el fin de garantizar la calidad y sanidad del material vegetal que se pone a disposición de los agricultores.

En la actualidad el sector viverista de Andalucía engloba a 674 explotaciones registradas en la comunidad andaluza, de las que 316 están dedicadas a frutales y 358 a especies ornamentales. Sin embargo, los viveros clandestinos constituyen la principal prioridad, ya que esta actividad desarrollada al margen de la normativa que lo regula supone un grave riesgo para la calidad del material vegetal ofertado a los agricultores, así como un foco de gran riesgo para la propagación de enfermedades de cuarentena.