Menú

Querella contra Teresa Romero, enfermera infectada por ébola

La abogada Ana Plaza habla en En Casa de Herrero sobre la querella que presentará la médico que atendió a la auxiliar de enfermería con ébola.

En casa de Herrero

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

La médico de Atención Primaria que atendió a la auxiliar de enfermería que superó el ébola, Teresa Romero, presentó una demanda previa a la querella por no comunicar durante la consulta del día 2 de octubre que había estado en contacto con enfermos contagiados del virus. La abogada de la doctora, Ana Plaza, ha contado En Casa de Herrero de esRadio los motivos que la llevaron a querellarse.

Ha señalado que Teresa Romero "se contradijo diciendo la verdad el 8 de octubre y negándolo todo 20 días después". La médico en "ningún momento pensó que la paciente tenía ébola", porque la enfermera acudió a la consulta "sin comunicar que había estado en contacto con misioneros" contagiados por el virus, lo que demuestra que "acudió convencida" de no tener ébola.

Los últimos argumentos de Romero deterioran la profesionalidad de la médico de familia, por lo que la "única forma" de salvaguardarla es "presentar a los medios de comunicación toda la realidad y querellarse contra Romero". El primer paso previo a la querella es el acto de conciliación "donde Teresa Romero tendrá la oportunidad de reconocer la verdad". En caso contrario "no quedará más remedio" que continuar con el trámite procesal de presentar una querella por calumnias e injurias.

Ana Plaza ha afirmado que la médico permaneció en silencio "hasta ahora" porque "confiaba" en que la enfermera contagiada con ébola dijera la verdad. Además ha señalado que "hay datos que están absolutamente claros". El primero de ellos es que, si Teresa Romero "creía que estaba infectada", habría ido a su centro de referencia, que es el Carlos III. Lo que demuestra que "acudió convencida de no tener ébola". La abogada cree que Romero niega lo dicho en un primer momento, para interponer la demanda contra la sanidad pública, ya que "no es lo mismo hacerlo diciendo que tu actuación fue perfecta a que diga que ha cometido algún tipo de error humano".