Menú

García-Abadillo: el 11-M "es una batalla que trasciende la comodidad" de 'El Mundo'

El periodista ha estado En casa de Herrero presentando su novela, La Trampa, pero ha hablado también de muchos e interesantes temas.

ESRADIO
0

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

Entrevista a Casimiro García Abadillo En Casa de Herrero

Ponlo en tu web

Copia el código HTML para insertar el audio "Entrevista a Casimiro García Abadillo" en tu blog, página web o en un foro. Puedes cambiar el ancho antes de copiar y pegar el código.

Ancho:

Código:

×

No puede escuchar el directo

Tienes alguna extensión del navegador que está bloqueando la reproducción, seguramente un bloqueador de anuncios. Desactívelo si quiere escucharnos.

×
Casimiro García-Abadillo. | LD / David Alonso

El periodista y adjunto a la dirección de El Mundo Casimiro García Abadillo se ha sometido a las preguntas que Luis Herrero ha tenido a bien realizarle. El motivo de la entrevista no es otro que dar a conocer la novela que ha escrito Abadillo, La Trampa.

Sobre el director, Pedro J. Ramírez, ha sido claro: "Es muy duro. Es probablemente una de las personas con las que da gusto trabajar por su exigencia. A mí me gusta la gente que es muy exigente en su trabajo. Si quieres comodidad nunca trabajes con Pedro J.", ha dicho García-Abadillo, que ha reconocido que "tienes que tener cierto callo para trabajar con él".

Preguntado si es cierto que El Mundo "dosifica" sus exclusivas, García-Abadillo ha reconocido que "hay algunos casos que eso sucede". Pero más que con "las ventas del periódico" tiene que ver con hacer la información más comprensible para los lectores. Y es que si una historia es muy compleja, toca muchos asuntos, es la "mejor manera de asimilarla y de comprenderla".

Otras veces sucede, que "cuando sacas una gran historia, se produce un gran terremoto" entre todas las personas que están involucradas, ha explicado Abadillo. "Entonces te llaman y te dan información". 

11-M: "No importa el tiempo que tardemos, al final encontraremos la verdad"

Casimiro García Abadillo no podía pasar por esRadio sin ser preguntado por el 11-M. "Ya hay una sentencia del Supremo, para qué meternos en esos líos, nosotros ya hemos hecho lo que teníamos que hacer... Cuesta convencer a toda la redacción de que ésa es una batalla que trasciende la comodidad del periódico", ha reconocido el periodista.

Pero trasladar la información a la opinión pública "no es sólo nuestro trabajo", ha explicado. Es necesario "ir un poco más allá de lo que se nos ofrece a simple vista. Cuando te enfrentas al poder del Estado, cuando te enfrentas al poder Judicial, a la Fiscalía, al resto de medios de comunicación, cuando sólo un grupito (de medios) te apoya, es en ese momento cuando los periodistas tenemos que pensar: ‘un poco más allá'".

"Si pensamos que hay una verdad que se nos ha ocultado, unas víctimas", que desconocen esa verdad y que quieren saber, "debemos ir contracorriente", ha dicho García-Abadillo tajante. "No importa el tiempo que tardemos, al final encontraremos la verdad, la luz al final del túnel".

Y es que el periodista de El Mundo se mostró esperanzador en este asunto. "Hemos conseguido reabrir el caso judicialmente, no por cabezonería sino porque hemos puesto sobre la mesa pruebas, indicios suficientes que han hecho que los jueces consideren que merece la pena investigar. Yo no desfallezco. En esta casa también hay mucha gente que ha puesto parte de su voluntad, su inteligencia, su esfuerzo en este tema", concluyó.

Casimiro García-Abadillo ha tocado también otros temas de actualidad como el nuevo Gobierno y su polémica subida de impuestos o la corrupción. Y también ha revelado los que para él son los "tres hitos" periodísticos de El Mundo.

"Un periodista es una persona capaz de vibrar con una historia"

El periodista ha presentado La Trampa, su primera novela, donde los "protagonistas son personajes reales disfrazados". Su origen es real y no puede ser más interesante. El inicio de la acción se sitúa en Alicante, "donde yo veraneo". Estando de vacaciones, Casimiro recibe una llamada de Pedro J. informándole de que han matado a una persona en Denia: "Había aparecido muerto en su bungalow un comisario de policía, Aníbal Machín". Y no era un comisario cualquiera. En su momento estuvo involucrado en el pago a las mujeres de Amedo y Domínguez.

"Al poco tiempo de escribir esta historia (para el periódico) le llamó un tío suyo (del comisario), un médico que vive en Galicia" con el que la víctima tenía una relación muy estrecha. Éste le contó que "unos días antes de morir estuvo con él y le dijo que tenía unos papeles muy comprometedores de los GAL" y que estaba negociando con sus antiguos jefes para darles salida, ya que no estaba en una situación económica muy buena.

Este espectacular escenario, real, es el origen de La Trampa, cuyo objetivo es ni más ni menos que "entretener" al lector de novela policiaca. "Tiene una historia humana", la del periodista, uno de los protagonistas, "que no es un héroe", sino que "le distingue" su capacidad de realizar cualquier cosa "con tal de contar esa historia; no por repercusión" sino porque es "eso es lo que revilitaliza. Eso es un periodista, una persona que es capaz de vibrar con una historia".

En esRadio

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Echenique y Dante Fachín se mofan de los incendios de Galicia
    2. Javier Somalo: 'Santamaría debe dimitir'
    3. Podemos defiende a Puigdemont diciendo que su carta es "absolutamente clara"
    4. Jorge Javier Vázquez expulsa a gritos a Álvaro de Marichalar de 'Sábado Deluxe' por opinar sobre Cataluña
    5. Lo vemos fatal, Carlos
    0
    comentarios

    Servicios